12 enero, 2007

...Al otro día

Ya instalada en mi hogar, luego de tomar una ducha (y con eso "sacarme de encima la noche, a él, y todo lo relacionado con la situación") debo confesar que fue una noche casi tal cual como la describí antes que suceda.

¿Es que se habrá convertido toda esta situación (con él) en algo predescible y poco novedoso?
La pasé muy bien y disfruté mucho PERO...
... he llegado a la conclusión de que cuando ya sé qué es lo que el otro quiere o no quiere y, entonces, ya se por qué y para qué nos vemos... entonces, deja de ser cita y pasa a convertirse en un encuentro perfectamente predescible.
Quizás me gustan más las citas porque, para mí, éstas implican no saber qué es lo que el otro quiere, no saber cuánto le gustamos, no saber hasta dónde puede gustarnos. No saber.
Y no saber me hace entusiasmar, fantasear, embalarme. Le da glamour a mis fantasías y a mi cuerpo.
Saber me resulta habitual, poco sorpresivo y entonces creo que, cuando deja de ser cita para convertirse en un-encuentro-para-tal-o-cual-cosa, pierde algo. Tal vez a mi se me pierde algo. Tal vez, sea la madurez y ya no me sienta atraída por estas experiencias. Aunque creo que al que se le pierde algo, es a él, si persiste con su actitud de "estar bien así, sin más ni menos".
Yo quiero más, o quiero menos. El "por ahora así está bien" me desmotiva. Me parece algo cómodo y monótono.
En cambio si él no estuviese bien así y necesitase más (o menos), hubiese sido la noche perfecta.

12 comentarios:

Z... dijo...

en medio del post aparece el título de tu blog. tal vez la esencia de toda situación como la del relato, y la eterna pregunta: ¿para qué y por qué?, y la eterna disyuntiva sobre qué es mejor ¿saber la respuesta o seguir con la intriga?
me gusta tu post, amiga.

Dolly dijo...

Lucy, una vez más, en un todo de acuerdo con sus reflexiones. Cien por ciento. La abrazo.

Ginnie Glass dijo...

Entiendo más o menos lo que dices, hay situaciones en las que se acaban las sorpresas y eso le resta emoción a todo... Corrigeme si me equivoco, pero por lo que percibo, no te gusta el "por ahora así está bien" porque no quieres conformarte, mucho menos con algo que no te convence del todo, y me parece que está bien, no tienes por que conformarte.

P.D La canción de Kylie M. que te decía era "On a night like this", muy buena canción, por cierto.

Saludos.

Dedalus dijo...

Claro que es todo más excitante cuando está salpimentado por la sorpresa, pero desgraciadamente la vida nos permite en muy pocos momentos gozar como si todo fuera nuevo, viviendo algo una primera vez.
Lo irrepetible es fantástico y nos deja huella, es una maravilla cuando ha sido algo bello... Sin embargo, cuando maduramos por lo general nos acostumbramos a vivir con cierto grado de predicción, a tejer nuestro día a día a base de pequeños hábitos a los que hemos de dar un cierto sentido, porque lo tienen y, además, porque son nuestros y nos hacen ser también lo que somos. Cierta rutina no es mala; nos proporciona un poco de orden interior y de estabilidad, para aparecer ante los demás y ante nuestro propio espejo, en un mundo tan convulso.
Tu fantasía ha sido muy bonita, Lucy. Gracias por compartirla. Pero no quites importancia a lo real, a lo que luego fue. Está en tu mano darle un sentido, metabolizarlo y hacerlo tuyo. No olvides lo que dijo Anaïs Nin, que "no vemos las cosas como son, sino como somos".
Buenas noches, que para ti son tardes, desde el otro lado del charco.

robertö dijo...

Che, muy lindo de leer tu espacio. Me iba a ir sin decirte nada pero a veces uno precisa que le digan.
Acumulé bastante información, la verdad ( no se pa´qué ). En particular si yo me bañara sentado no me hubiera ocurrido un episodio trágico días atrás en el cual, abstraído del mundo, pisé una deyección de mi perrita Gaia, que no se como diantre dejó esa bomba invisible cuyo olor cadavérico solo se hizo presente una vez discontinuada su corteza exterior. Un asco absoluto.
A vos no te hubiera pasado. Y a mi nunca hasta hace unos días. Perdón por la disgresión, pero en algún lado lo tenía que exorcizar...

Lucy in the sky with diamonds dijo...

Ginnie: Tendré que escuchar la canción. Cuando lo haga, te digo qué me pareció. ¿Por qué esa canción? ¿Qué tiene?
Dolly: La abrazo yo también.
Z: Es una disyuntiva que no creo poder resolver.
Dedalus: Wow! qué buena reflexión, me dejaste pensando. Bienvenido.
Robert: Qué bueno que estuviste recorriendo mi blog, me "very alegra" (jaja) Mejor bañate parado y dejá que yo me siento. A mi no me pasan esas cosas.

Sexys!

Lucy in the sky with diamonds dijo...

ATENCION:
Quiero aclarar que no es que quiera sorpresas todo el tiempo. No fue eso a lo que apuntaba. Algunos malinterpretaron. Me refiero a cuando alguien le pone límites a una relación y te dice: Hasta acá todo bien pero no quiero nada serio. O lo que fuere. A eso me refería, a que cuando uno sabe hasta dónde va a poder llegar en un relación y hasta dónde no, pierde la magia o... pierde el tiempo porque ya sabe que no va para ningún lado.
Nunca me gustó eso de manejar hasta dónde llegar con alguien. Sigo eligiendo que las cosas sucedan y uno se deje llevar sin tanto mambo en la cabeza.
Espero, quede mas claro.
Por supuesto que la calma de lo cotidiano, la cuota de rutina habitual en la vida, también es necesaria, pero yo no me refería a eso.
¿Quedó más claro?
Ojalá.

Ginnie Glass dijo...

Tienes razón, al saber hasta donde puede llegar una relación ésta pierde la magia, pero ¿sabes? hace algún tiempo yo pensaba que tenía un futuro con alguien y resulto ser lo opuesto de lo que esperaba, y muchas veces me pregunté: ¿y si hubiera sabido que no teníamos futuro? Pero bueno, así es la vida.

Como el título de la canción y del post son similares, se me vino a la mente enseguida. Escuchala y dime que tal.

Saludos!

Lucy in the sky with diamonds dijo...

Ginnie: Prometo escucharla atentamente.
Gracias por tu comentario. Muy sincero.
Cariños

nat dijo...

ultimamente lo estoy teniendo muy presente. lo lei una vez y nuca se me olvidó. R. Barthes. " este amor es inviable. como evaluar la viabilidad? por qué lo viable es un bien? por qué durar es mejor que arder?.
Entiendo, ese no termina de coincidir, y por qué? si aparenta perfecto, porque así ni, mas ni menos???
ay!

Andy W dijo...

a ver si entendí: la noche perfecta dejó de serlo porque fue predecible?

wow, women.

Lucy in the sky with diamonds dijo...

Andy: Algo así. Porque pasa siempre lo mismo y porque ya se cómo termina.
Aun así, obvio que la disfruto, pero no es lo mismo.